Uso de cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y por motivos funcionales y estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.
|  Inicio

Diagnóstico y seguimiento en el Embarazo

Diagnóstico y seguimiento en el Embarazo

Aproximadamente siete días después de la fecundación es cuando comienza el fenómeno de la implantación embrionaria en el útero materno, en este momento nuestro embrión es una masa compuesta por gran cantidad de células que van a seguir dividiéndose y dando lugar al conocido blastocisto. Alrededor del décimo día, el embrión comienza a emitir una serie de vellosidades que actúan como raíces para introducirse en el endometrio uterino, será entonces el momento en el que se produce de forma oficial el embarazo.

A partir de aquí nuestro embrión va ir creciendo de una forma vertiginosa a medida que vayan pasando los días.

  • Semana 5: en esta fase el embrión ya es perceptible y empieza a tomar forma, se puede apreciar en la zona de la espalda una banda en forma de cresta que constituye el tubo neural, de aquí surgirán la columna vertebral y el encéfalo. En el centro del embrión aparece una zona abultada que será el corazón, pero que aún no ha comenzado a funcionar.
  • Semana 6: durante este período de tiempo el tubo neural se ha cerrado, aparecen las vesículas ópticas que darán lugar a los ojos del futuro bebé,  el corazón puede empezar a latir y ya no dejará de hacerlo. En esta etapa aún puede distinguirse una cola.
  • Semana 7: empieza a formarse el tracto digestivo y los pulmones. El cordón umbilical va creciendo conforme va madurando la placenta y existen indicios de un rostro y un hueco para la boca. Las extremidades se empiezan a apreciar.
  • Semana 8: ya están formándose los dedos de las extremidades. Las orejas, el labio superior y la nariz comienzan a aparecer, los ojos todavía están muy separados a ambos lados de la cabeza.
  • Semana 10: el futuro bebé ya está empezando a parecerse a un ser humano. Los genitales todavía no son visibles y la cola prácticamente ha desaparecido.
  • Semana 11: a partir de ahora nos referimos al bebé como feto, desde esta semana hasta la semana veinte el feto crecerá con mayor rapidez. La cabeza sigue siendo bastante grande con respecto al cuerpo. El feto ya mide entre los 44-60 mm.
  • Semana 12: ha duplicado su tamaño en las tres últimas semanas y su rostro empieza aparecer más humano. Comienzan a desarrollarse las uñas de los dedos. Los músculos ya están suficientemente desarrollados y permiten contracciones espontáneas.
  • Semana 15: el feto es cada vez más móvil y flexible. Ya tiene una longitud de 93-103 mm aproximadamente y el peso se sitúa en torno a los 50g.
  • Semana 20: durante esta semana la piel comienza a engrosarse para desarrollar cuatro capas y empieza a secretar una sustancia cerosa denominada vernix caseosa que se encarga de proteger la piel que está en contacto continuo con el líquido amniótico.
  • Semana 32: el bebé se familiariza con el ruido del latido cardíaco, la digestión y la voz de la madre.
  • Semana 40: el bebé ya está listo para su nacimiento, el lanugo ya prácticamente ha desaparecido a excepción de la zona de los hombros y en algunos pliegues de su cuerpecito. Algunos anticuerpos atraviesan también la barrera placentaria y entran en su flujo sanguíneo.


Contacta con Mater Reproducción Asistida

Llama ahora y solicita más información

968 24 14 46

687 419 128 (Urgencias)

Quiero recibir MÁS INFORMACIÓN
Adeslas Asisa Axa Allianz Caser DKV PlusUltra HNA Divina Pastora